Clases de Tango en Lima Perú - Bailarines Profesionales, shows y clases - tangoterapia "Tango, Salud y Belleza" por Gardenia Silveira y Angel Vereau

Reyes y Emperadores Prohibieron al tango a principios del siglo XX

bailarines-tango-argentino-sombra-angel-gardenia

bailarines-tango-argentino-sombra-angel-gardenia

Voy a contarles sobre quienes en Europa, PROHIBIERON al tango, sus motivaciones y mociones para volver a incluirlo como una danza popular.- A principios del siglo XX sin conquistar los salones porteños, era la música del momento en gran parte de Europa, ej. París, Londres, Berlín, etc., (NO siendo el primero, el tango más conocido fue: La Morocha (Letra Á. Villoldo “Yo soy la morocha, la más agraciada, la más renombrada… y música de E. Saborido, escrito en 1905.- Más allá del valor musical, el privilegio lo obtiene porque nuestra fragata “Sarmiento” en uno de sus viajes a Europa, llevó unos mil ejemplares del tema que fueron distribuidos en todo su recorrido).- En París se decía sobre la danza que: “…el tango les había dado una lección de psicología musical, era gracioso, espiritual y se ha quintaesenciado en lascivia…” (Algo así como que: había refinado, tamizado… la Inclinación exagerada y fuerte al deseo o placer sexual.- Pero el principal enemigo en esas ciudades eran las colonias de argentinos, ya sean turistas o funcionarios, quienes alegaban sobre la inmoralidad del tango, comentando que era un producto de casas de pésima reputación .- Nuestro ministro en París don E. Rodríguez Larreta, publicó en un diario inglés sus impresiones diciendo entre otras cosas: “para los oídos argentinos, despierta ideas desagradables”…entonces el tango era inmoral.- Basada en todo esto, la reina María en Londres, resolvió NO concurrir a fiestas con orquestas que interpretaran tangos en sus repertorios.- Como a varios lores, condesas y duquesas les resultaba agradable, el teatro de la reina fue pedido para un plebiscito de la alta sociedad londinense, y ésta alabó y exaltó al tango, aceptándolo por 731 votos a 21 en contra… estaba todo dicho.- En Italia el Rey excluyó al tango en los bailes de la corte y fue seguido por los integrantes del cuerpo diplomático acreditado en Roma, quienes a su vez extendieron la prohibición a las embajadas de Alemania, Inglaterra, Austria y España… pero el impedimento oficial no pudo evitar que el tango se adueñara de la sociedad romana.- Además el ministro argentino en Roma, el francés y estadounidense, declararon “El tango nada tiene de sospechoso…” (H. y L. Bates-1936)

En Alemania pese a la prohibición del emperador Guillermo II, la nueva danza fue aceptada con entusiasmo por los oficiales germanos, quienes la llevaron a todos los lugares de diversión en Berlín, Hamburgo, Munich, etc., pero Friedlander-Fuld, un adinerado amigo del Emperador, en una lujosa mansión, para la boda de su hija (En febrero de 1914), declaró que: “…se bailó el tango con gran gusto”.- Dejando abierto el camino.-

Francisco José en Austria lo prohibió a la oficialidad en Viena.- Los militares, imitando a sus colegas alemanes, bailaron el tango, pero lo hicieron SIN uniforme.- En el Vaticano, Pio X reunió a la Santa Congregación de la Disciplina de los Sacramentos para ventilar el tema del tango, la lectura final lo consideró un pecado e instruyó a los párrocos para arremeter contra esa “danza salvaje”.- El Papa desconocía totalmente que era el tango y dejando llevarse por sacerdotes conectados con las cortes europeas, lo PROHIBIÓ a sus fieles, pero su mandato fue desoído por la nobleza, la aristocracia y el pueblo.- El tango siguió siendo “dueño y señor” de salones y lupanares, dejando al Vaticano en “un ridículo sin precedentes”.- El Papa Pío X quiso ver en persona como era el tango y cual la razón por la que sus sacerdotes habían aconsejado prohibirlo.- Una vez vista la danza el Papa la declaró “Inocente…y hasta aburrida” .- Por primera vez en la historia, el Papa confesó que: “… era tan falible como los demás hombres” y a los pocos días levantó la prohibición.-

Así fue como Europa terminó con las PROHIBICIONES y fue gradualmente conquistada por nuestro tango; mientras en Bs. As. miraban boquiabiertos la agitación que producía un baile que en ese momento estaba casi expatriado de los salones porteños.- Muchos argentinos levantaron anclas rumbo a París y otras ciudades europeas, sabiendo que era fácil hacer dinero enseñando a bailar tango (Ser argentino, era sinónimo de “profesor” de tango) y como se imaginaran viajaron buenos bailarines y también otros con ambiciones inconfesables….- La fama de estos últimos se extendió rápidamente y pagaron justos por pecadores.-“Duele confesarlo, pero no es cómoda la situación de turistas argentinos que sólo van en procura de diversiones” escrito por H. y L. Bates en 1936, pasaron 76 años y aún los argentinos seguimos siendo cuestionados, pero ya NO es culpable el Tango (Otras personas en la doctrina del utilitarismo, despóticamente y en ejercicio del narcisismo suelen producir hechos que luego pagan sus contemporáneos y futuras generaciones).-

Los saluda con un abrazo milonguero, Alcides (Chiche) Ferrari.-

Posted on: 3 junio 2014, by :

1 thought on “Reyes y Emperadores Prohibieron al tango a principios del siglo XX

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.